“Márgaro”, el mexicano que era enlace entre el Cartel de Oxaca y el Clan del Golfo

0
317
Clan del Golfo

El mexicano Margarito Galeano Gómez, capturado en Villavicencio tendrá que responder ante la justicia de Estados Unidos, es señalado de ser el principal enlace del Cartel de Oaxaca con el Clan del Golfo, coordinó desde lujosos hoteles de El Poblado el presunto tráfico ilegal de cocaína a Centroamérica.

De 36 años, nacionalidad mexicana y conocido con el alias de Márgaro, Galeano se radicó en Medellín hace ocho meses y, desde entonces, quiso no dejar rastro de su paradero pagando sus cuentas en efectivo y utilizando distintos hoteles para celebrar sus negocios.

El encargo que tenía en cada lugar que visitaba era conseguir contactos de disidencias de las Farc, Clan del Golfo y el ELN que le surtieran clorhidrato de coca para llevarse a países como México.

La idea de sus supuestos socios extranjeros era no tener intermediarios en Colombia, sino venir directamente a comprar la mercancía.

Así se la pasó durante meses por diferentes ciudades de Colombia, en las que concretó presuntos trabajos ilegales que llevaron a que agentes de la Fiscalía lo capturaran en el Meta. En dicho departamento se habría reunido con estructuras del Clan del Golfo que delinquen en la región.

Lea también: Quiénes son los nuevos senadores que se meten tras el recuento.

Tales movidas hacen parte de la reseña judicial en su contra en la que el director del CTI, Alberto Acevedo, lo describió como un enlace requerido por narcotráfico por una Corte del Distrito Norte de Illinois, Estados Unidos.

Hasta ese país lograban enviar la cocaína, por eso se espera que su pedido de extradición llegue pronto, pues el requerimiento internacional señala que se habría lucrado con reiterados negocios ilícitos entre los tres países.

Galeano Gómez sabía lo que era darse lujos. De acuerdo al expediente, el mexicano compartía apartamento con una mujer cuya identidad no revelaron y prefería pactar sus tratos con delincuentes en hoteles de Medellín y Turbo, Antioquia.

En uno de esos encuentros podía cargar tranquilamente en su bolsillo varios fajos de billetes, de los cuales pagaba en bares y lobbies de los lugares cuentas por 4 o 5 millones de pesos en un solo fin de semana.

Además, al revisar registros de migración, las autoridades llegaron a la conclusión de que aunque desde hace cuatro años visitaba el país, fue hasta el año pasado que “Márgaro” se quedó a vivir en El Poblado, su base de operaciones.

Desde entonces los agentes empezaron a darse cuenta de que, si bien este enlace del Cartel de Oaxaca usaba inmuebles caros y carros lujosos, con sus prendas de vestir pasaba todo lo contrario.

Adonde iba pasaba desapercibido por su vestimenta, ya que no era muy llamativa. De hecho, al momento de su captura estaba en pantaloneta, camiseta, tenis deportivos y gorra.

Contactos directos y droga a menor valor 

La cantidad de recursos con los que andaba y el gran interés por conseguir contactos se debe a que el Cartel de Oaxaca –pequeño en comparación con el de Jalisco Nueva Generación– quiere expandir aún más su negocio ilegal de tráfico de drogas y no depender de terceros. 

Al menos así lo tiene documentado el ente investigador, el cual encontró, por medio de fuentes humanas, que el detenido viajaba a Palmira y Cali a buscar más aliados como los de la subestructura del Clan del Golfo en el Oriente del país que lo vio caer en Villavicencio la semana pasada.

Tras la captura de Dairo Antonio Úsuga, “Otoniel”, la dinámica de esa organización cambió, ya que ahora venderían en cada grupo la droga y luego pagarían la cuota al nivel central por hacerlo.

De ello, precisamente, habría querido aprovecharse el mexicano, pues como lo explicó el coronel Victor Lersundix, comandante (e) de la Séptima Brigada que recibió un reporte de la inteligencia militar, el plan que habría estado ejecutando Galeano era concretar una alianza para el tráfico de cocaína entre diferentes grupos armados residuales con los mexicanos.

Nexo con cartel de los soles

Las supuestas andanzas ilegales de “Márgaro” tienen otra punta en su historial delictivo con otro cartel de alto calibre en la región.

Según el Ejército, este hombre sería coordinador en el país para la compra y venta de armas y droga del Cartel de los Soles, grupo venezolano que entre sus filas habría tenido al general (r) Hugo “el Pollo” Carvajal.

Este vínculo no aparece en el expediente de la Fiscalía, pero sí en las labores de inteligencia del Ejército, el cual dice no poder revelar mayor información hasta no tener concretamente las rutas que el capturado utilizaba para mover armamento y droga.

Por el momento, el lugar de detención también se mantiene bajo reserva, y la Dirección de Asuntos Internacionales de la Fiscalía adelanta los trámites para manifestarle a la Embajada de Estados Unidos en Colombia que ya pueden formalizar el pedido de extradición de “Márgaro”, para que finalmente responda por narcotráfico ante la justicia de ese país

www.noticiasampm.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí